“Hermano de nuestro Dios”, hoy a las 20hs.

Llevar a la pantalla una obra teatral del hoy santo Papa, Juan Pablo II, resulta siempre una atractiva e interesante empresa, pues el que una vez fuera joven y prolífico escritor teatral suele ahondar en la compleja interioridad de los diversos personajes que presenta. El profundo contenido de las obras de Wojtila terminan siempre no sólo cuestionando los antivalores de la sociedad actual sino proponiendo los valores cristianos a través de personajes que buscan asumir una auténtica vida cristiana en lo cotidiano.

Hermano de nuestro Dios

Éste es el caso de la película dirigida por Krzysztof Zanussi, que narra la historia del joven pintor polaco Adam Chmielowski (1845-1916), por cuya vida al servicio de los pobres fue elevado a los altares en 1989 por el propio Juan Pablo II. Este artista, luego de ser herido en una pierna durante la guerra de insurrección de 1863 por la independencia de Polonia, estudió pintura en Munich y más tarde continuó su desarrollo artístico en la ciudad polaca de Cracovia. Al contemplar un andrajoso dormitorio de mendigos, su corazón quedó sobrecogido y dejó sin acabar el cuadro que estaba realizando para ir por las calles de Cracovia a pedir limosna para las personas que no tenían techo. Pronto se convertiría en un servidor de estos pobres haciéndose religioso y tomando el nombre de Alberto. 

La vida de este santo hombre está marcada por el anhelo de grandes ideales que lo llevan a buscar un cambio social profundo a través de la lucha, pero sin sucumbir a la tentación conflictual de una revolución marxista -tan subyugante entre algunos- pues es consciente de que la ira revolucionaria instrumentaliza a los pueblos. Chmielowski llega a la conclusión -luego de meditaciones de gran profundidad- de que un cambio social profundo en términos cristianos sólo se puede dar con una auténtica conversión interior y una opción de vida al servicio de Dios y de los hombres.

Dirección: Krzysztof Zanussi
Guión: basado en la obra teatral del mismo nombre de Karol Wojtila.

La entrada a la películas es libre hasta completar el aforo, aunque se agradecerán los donativos para la Operación Kilo de Navidad de Caritas Parroquial: productos para la canasta navideña, o ropa de abrigo infantil, o ropa de abrigo para cama, o pañales de todas las tallas para niños.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s